30.10.14

PSI: Un Psicoanalista en Brasil

¿Un poco de diván?






¿Psicólogo o psicoanalista? ¿Es lo mismo? No. Pero está claro que normalmente no se conocen las diferencias. A grandes rasgos y sin entrar en arenas fangosas, un psicólogo no tiene por qué ser psicoanalista y un psicoanalista no tiene por qué ser psicólogo. A veces, se confunden los términos. También son llamados terapeutas o loqueros, no nos engañemos.

Ya hace tiempo hablé de lo maravillosa que fue In Treatment (2008-2010) y de lo que lloré con ella, sesión a sesión. Hoy traigo esta otra serie "psi" llamada sin más PSI. Es una producción de HBO Latinoamérica, por lo que eso ya es una buena presentación. Sin embargo, me sorprendió mucho más de lo que esperaba.

La historia transcurre en Sao Paulo (Brasil), y está contada al más puro estilo HBO: con retazos, como si fuese un rompecabezas. Un rompecabezas que habla desde el inconsciente.

Los protagonistas son Emilio de Mello (Carlo Antonini) y Claudia Ohana (Valentina), ambos con formación médica, más tarde psiquiatras y psicoanalistas. ¿Qué tendrá el psicoanálisis que ha llamado la atención de tantos psiquiatras durante tantos años? ¿Qué respuestas ocultará? ¿Cuál es su finalidad?

Hace poco leí en algún sitio que: "El psicoanálisis no busca la felicidad del paciente, sino la verdad". Ahí os lo dejo. Es para pensarlo. Y ahora sí voy a hablar de la serie, ¡y sin spoilers!



Carlo & Valentina, los Mulder & Scully del psicoanálisis.

Ante todo quiero decir que Psi no tiene nada que ver con In Treatment (En Terapia), entre otras cosas, porque es mucho más light, por lo que se puede ver sin la vista empañada.

Además Psi apenas transcurre en el espacio de consulta. Carlo es psicoanalista dentro y fuera del consultorio. Eso le quita realismo pero le pone más sal a la serie. Por su parte, Carlo, como buen psicoanalista, "no da consejos" y antes que nada intenta aplicarse el cuento y vivir la vida lo más cerca posible a su deseo.

Deseo. Una de las grandes palabras del psicoanálisis, de ese mar cuyas olas son las palabras... Porque el deseo no se circunscribe sólo al deseo sexual o carnal (aunque básicamente, sí) sino a cada decisión, cada paso. Porque incluso cuando no elegimos, estamos eligiendo, y en todo caso dejando de lado nuestro deseo.

Y es muy fácil perderse en él.
Una pregunta que surge muchas veces en relación a la psicoterapia psicoanalítica es: ¿Cura?

¿Que si cura qué? ¿Que si el psicoanálisis nos modela para ser más "normales"? ¿Qué es la normalidad? Me remito a las palabras de los protagonistas de esta historia: 

Incluso los seres humanos más seguros pueden tener algún trastorno psicológico. 
Quién creas que es una persona normal, probablemente no lo es. Es normal no ser normal.

La mente no tiene límite, pero la memoria tiene.
Perdonados o no, nos sentimos culpables.

La culpaotro de los pilares del psicoanálisis. ¿Es que el psicoanálisis ni siquiera cura eso? La verdad es que no. Pero aunque doloroso, a veces es el camino, para vivir con la culpa y con el deseo, porque están más cerca de lo que creemos, o de lo que deseamos. 


En Psi, suceden cosas extrañas, o eso puede parecer al principio, hasta que empiezas a ver el por qué de cada tema y su abordaje. Leí en un artículo, que en la serie se tratan casos poco comunes que aquejan a la mente y provocan conductas altamente inusuales. Lo cierto es que yo no he encontrado ni tan poco comunes los casos, ni tan inusuales las conductas de los pacientes o personajes representados. Pero supongo que todo depende del punto de vista con que se mire y del poco/intermedio/generoso conocimiento del psicoanálisis y sus descubrimientos que se tenga. Yo estoy en proceso aún, pero desde hace años que me fascina todo este mundo y quizá por eso no me haya sorprendido de algunas cosas.

Pero no os voy a dejar con la duda. ¿Qué cosas tan poco comunes o inusuales? ¿Qué temas trata Psi? Podréis ver casos de autismo, violencia de género, alcoholismo, prostitución, auto-lesión, cleptomanía, fantasías sexuales (¿inconfesables?), la muerte, la enfermedad, la familia, pedofilia, eutanasia... Todo esto más distintas formas de entender y concebir el cuerpo, el amor y el sexo. ¿Es todo esto tan inusual? Puede que para algunas personas muy normales, sí.


Nada más por hoy. Si te gustan las series bien hechas, sin prejuicios y que te permitan preguntarte cosas, además de entretenerte, puede que Psi sea tu serie. O no. Ya me contarás ^_^

Gracias por leer.



Página Oficial: Psi (HBO Latinoamérica)

4 comentarios:

  1. Vista con el rabillo del ojo y sin entender ni una palabra de portugués, he de decir que la mayor virtud de la serie es que Carlo afronta los mismos problemas que sus pacientes (bueno, no todos).
    Sus relaciones personales, su hijo postizo (creo que es postizo), su doble relación profesional/personal con Valentinta, presentan a alguien comparte la misma mente para tratar a sus pacientes y para vivir su vida.
    Buena recomendación.
    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando quieras la vuelvo a ver y te acompaño. Ya sabes que no me resisto. ^_^
      Un besito.

      Eliminar
  2. Para ser honesta me gustó mucho Psi creo que fue una excelente propuesta por parte de HBO espero que siga haciendo y apostando por este tipo de series, ya que a muchos nos agradan.

    ResponderEliminar
  3. Acabo de encontrar Psi hace como una semana y desde que vi el primer capítulo me atrapó completamente, espero que la segunda temporada sea igual de buena.

    ResponderEliminar

No olvides suscribirte a los comentarios. Recibirás un correo cuando alguien diga algo nuevo. Si comentas como anónimo, pon un nombre para que sea más amena la conversación.
¡Gracias por pasarte y comentar! *_*

Recibe todas las novedades en tu E-mail